Los errores más comunes en la cocina y cómo evitarlos. Parte II

Hoy queremos continuar con el último post “Los errores más comunes en la cocina y como evitarlos” y es que para nosotros es importante conocerlos bien para diseñar cocinas cuanto más perfectas, mejor.

“Cuando se trata de diseñar cocinas es necesario tener en cuenta determinados aspectos que de lo contrario se pueden convertir a la larga en un problema”


Cocinas con repisas abiertas

Nos pueden gustar mucho cuando las vemos en las revistas pero son un nido de polvo y o estén despejadas o el resultado a la vista puede ser catastrófico. Asegúrate de tener también espacios cerrados para guardar aquello que no quieres mostrar.

Cocinas con mucho color metalizado

Teniendo en cuenta que los electrodomésticos los amos a comprar en ese material, añadirle más elementos así puede convertir a la cocina en fría además de repetitiva. Incluir distintas texturas y materiales convertirá a la cocina en un espacio “lleno de vida”.

Cajones o puertas en la cocina que al abrirlos chocan entre sí.

Tenemos que pensar y medir antes de ponernos manos a la obra, esta es la mejor solución para evitar este tipo de problemas tan comunes. Cuando lo hagas, haz dos planos uno con puertas cerradas y el otro con todas ellas abiertas para que no nos dejemos nada al azar y evitar así sorpresas de última hora que ya no tienen solución.

Pon muchos enchufes

Nunca son suficientes. Los ladrones están bien pero esto se puede prevenir, coloca todos los que necesites en la cocina porque nunca están de más.

Prevé con antelación la colocación del cubo de la basura.

A veces, a la hora de diseñar la cocina se nos olvida buscar el mejor espacio para situar el cubo de la basura y acaba en cualquier rincón incordiando. La mejor forma es incorporarlo a un mueble, ¿no crees?

El frigorífico está empotrado y no ventila

Cuidado con esto, si no dejas unos milímetros en los laterales del frigorífico y no facilitas, por tanto, su ventilación, será visto y no visto el que necesites uno nuevo. Incorpora al menos una rejilla de ventilación para solucionar este problema.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *